Las transacciones con criptomonedas en el sector inmobiliario

11/10/2019

Las transacciones con criptomonedas en el sector inmobiliario

La tecnología blockchain es una base de datos en la nube que está distribuida de manera descentralizada, es decir, existe una copia de esta base de datos en miles de servidores (conocidos como mineros) que no están conectados entre ellos y que son encargados de validar y verificar las transacciones. Esta tecnología está cambiando la forma en la que realizamos las transacciones económicas y puede aportar notables beneficios en el sector inmobiliario, donde irá aumentando su presencia.

Según un estudio realizado por el Observatorio de Digitalización Financiera (OFD) de Funcas y Finnovating, el mercado de las criptomonedas está viviendo un buen año, aumentando la capitalización del mercado de las criptomonedas un 159% en el primer semestre del 2019 y la moneda virtual tiene cerca de 42 millones de usuarios en todo el mundo.

Debido al incremento de capitalización, una treintena de países europeos han reconocido la importancia de la cadena de bloques en el futuro de las transacciones y el Comité Europeo para la Estandarización (CEN) y el Comité Europeo para la estandarización eléctrica (Cenelec), han publicado un libro blanco sobre el blockchain, en el que se definen los estándares de dicha tecnología.

El sector que genera mayor actividad en relación al blockchain es el financiero, aún y así sectores como el inmobiliario se encuentran en plena evolución y las transacciones con criptomonedas serán cada vez más empleadas.

Además de todas las ventajas que supone para el mercado inmobiliario: transacciones en tiempo real, reducción de intermediarios, la reducción del fraude y la manipulación en las operaciones, también facilita el intercambio de activos y se gana liquidez.

¿Qué usos puede ofrecer el blockchain para el sector inmobiliario?

La digitalización del sector puede transformar la relación con intermediarios aportando agilidad, reduciendo los costes y evitando acciones de fraude.

A continuación, se detallan algunos de los procesos que evolucionarán gracias al uso de la tecnología blockchain:

  • Digitalizar las transacciones: ofreciendo contratos inteligentes que agilizan el proceso y establecen relaciones directas entre vendedores y compradores, sin intermediarios garantizando transparencia y seguridad.
  • Tokenización: democratiza la propiedad de los activos, dividiendo los activos en tokens y brindando la posibilidad de revender la participación de un activo en un mercado abierto a través de operaciones secundarias.
  • La búsqueda de propiedades: para localizar inmuebles se suele recorrer a plataformas de terceros previo pago, pero la tecnología blockchain puede solucionar esta problemática ofreciendo una lista de propiedades en una base de datos descentralizada, distribuyendo datos a un menor coste y de igual a igual.
  • Transacciones inmobiliarias: las transacciones inmobiliarias son habitualmente procesos largos con posibles errores y múltiples proveedores que aumentan el coste. Si se emplean cadenas de bloques, todo el proceso puede realizarse online y de forma segura, aumentando así la eficiencia y reduciendo costes y posibles errores.
  • Propiedad administrativa: la administración de propiedades se gestiona mediante distintos programas de software o manualmente, por lo que es compleja e incluye el interés de otras partes que no facilitan la gestión de los procesos. La evolución de la tecnología blockchain en el sector permitirá una sola aplicación descentralizada.
  • Solicitación de hipotecas: el proceso de solicitar una hipoteca, también suele ser un proceso largo además de la participación de distintos intermediarios. Gracias al blockchain el proceso podría simplificarse y ser más transparente.

El empleo de transacciones con criptomonedas permiten gestionar más ágilmente los procesos relacionados con el real estate y los principales beneficios están relacionados con la rapidez y la transparencia.

Más artículos de Colonial