Las personas y las oficinas en el centro

28/10/2020

Las personas y las oficinas en el centro

En los últimos tiempos, el auge de las empresas tecnológicas y startups ha generado una nueva tendencia en el alquiler de oficinas que llevó a este tipo de compañías a buscar inmuebles cerca de las grandes ciudades. Este fenómeno, que empezó en Estados Unidos y se ha ido implantando poco a poco en Europa, parece alcanzar en la actualidad una importancia todavía mayor debido al nuevo escenario que la Covid-19 ha implantado en nuestra sociedad. Pero ¿cuáles son las ventajas que aporta a una empresa mudarse al centro? Desde Colonial las analizamos todas:

En primer lugar, existe un claro componente económico. Los altos precios que han llegado a suponer los distritos financieros han llevado a las empresas a buscar suelo en el centro de las ciudades, bien ocupando edificios y sedes míticas reformadas o alquilando oficinas en lugares destacados para sus departamentos más tecnológicos.

Mas allá del factor económico, la entrada en el mercado laboral de los millenials ha llevado a las empresas a buscar nuevas formas de atraer y retener el talento. En la actualidad la mayoría de los empleados valoran la optimización de su tiempo y buscan lugares de trabajo donde puedan desplazarse fácil y rápidamente a través del transporte público.

Otra de las principales consideraciones de los trabajadores a la hora de apostar por un puesto laboral es encontrar un equilibrio entre trabajo y vida personal. Las ubicaciones de oficinas más céntricas proporcionan todas las comodidades de la vida urbana, ya que los empleados tienen a su alcance diversas opciones de ocio como la posibilidad de acceder a gimnasios cerca de su trabajo, poder disfrutar de la oferta gastronómica sin perder tiempo, acudir a una galería de arte o relajarse en algún parque cercano, por no hablar de la posibilidad de poder regresar a sus domicilios caminando.

Por último, la aparición de otros valores transversales de gran importancia tanto para las empresas, como para los trabajadores como la sostenibilidad, la calidad de las instalaciones, la flexibilidad de las oficinas y los espacios de trabajo y la tecnología en las instalaciones, han propiciado la búsqueda de edificios singulares y de calidad que hayan sido totalmente rehabilitados o reconstruidos y que ofrezcan una diferenciación a las marcas frente a otros competidores.

En este contexto actual, Colonial ha sido capaz de identificar las claves que llevan a las empresas a buscar nuevas localizaciones y ha incluido en su cartera de inmuebles edificios que dan solución a estas necesidades y ofrecen todos los beneficios que este tipo de compañías buscan. Tal es el caso del edificio Ortega y Gasset 100 situado en una de las zonas más emblemáticas del barrio de Salamanca de Madrid y reformado de acuerdo a las exigencias de sostenibilidad más rigurosas o de su edificio Ciutat de Granada, 150 situado en el famoso distrito 22@ de Barcelona, un moderno enclave de oficinas que cuenta con todos los recursos técnicos y de innovación en un barrio de plena actualidad.

En definitiva, el contexto actual y las nuevas gestiones empresariales, más centradas en sus trabajadores, fomentan esta tendencia y parece que las nuevas generaciones quieren mudarse de vuelta al centro.

Más artículos de Colonial