El director de felicidad: nuevo perfil profesional en las empresas

22/02/2018

El director de felicidad: nuevo perfil profesional en las empresas

Una de las últimas tendencias en las políticas de Wellness de las empresas europeas es la de contratar un director de la felicidad. Cuando un trabajador se siente feliz y satisfecho con su trabajo, la empresa consigue ser más productiva. Por eso algunas empresas para motivar a sus empleados más allá de su salario, han creado un cargo llamado Director de Felicidad.

Las estrategias de Wellness no se basan únicamente en poner a disposición de los trabajadores gimnasios o salas de descanso; se trata también de generar hábitos de vida saludables en la oficina y de estimular a los empleados para, de este modo, reducir el absentismo laboral.

Entre las funciones de un Director de Felicidad están:

  • Crear programas de motivación y gestión del estrés para asegurar y mantener un buen clima laborar.
  • Abrir canales de comunicación bidireccionales e información para que los empleados estén informados y participen en las acciones de la empresa.
  • Evaluar el bienestar emocional de los trabajadores y adecuar las políticas y la cultura de trabajo en la oficina para generar mejores condiciones para la felicidad.

Para lograrlo, el director de felicidad fomenta la comunicación bidireccional, lleva a cabo encuestas, reuniones, organiza talleres de diferentes clases o realiza actividades fuera de la oficina.

Los beneficios de incorporar un Director de Felicidad a tu empresa se traduce en un aumento de la productividad del 30% de los empleados, trabajadores más optimistas, creativos, flexibles, y lo más importante felices.

Más artículos de Colonial